Introducción

En este artículo pretendo rescatar algunas polémicas que el femi- nismo entabló con la crítica de la economía política. El texto está estruc- turado en tres partes. Al inicio, introduzco brevemente la perspectiva de Marx y Engels sobre la situación de la mujer, como la de Clara Zetkin y Alexandra Kollontai. Luego, me centro en las contribuciones de femi- nistas marxistas, que tuvieron una significativa irradiación al interior del feminismo radical y socialista de los años setenta. En particular, Maria- rosa Dalla Costa, con el colectivo Lotta Femminista en Italia, inaugura una relectura de la economía política marxiana, abriendo un largo deba- te sobre el trabajo doméstico. Junto con Dalla Costa, se sitúan los apor- tes de Silvia Federici. Por último, transito el derrotero del feminismo marxista y algunas de sus actuales expresiones.
No realizo un análisis de coyuntura sobre la desigualdad de gé- nero en Uruguay, ni sobre el universo de feminismos presentes. La cuestión de género ha asumido una visibilidad notoria en el país. Hay una vasta producción bibliográfica y fuentes estadísticas sobre las dis- tintas problemáticas que involucra,